’77: Reportaje de la gira alemana desde dentro de la banda

Inicio » Noticias de Rock y Metal » ’77: Reportaje de la gira alemana desde dentro de la banda

El mundo de la música y en especial el del Rock representa un trabajo y sacrificio brutal para los que están involucrados en él, pero de manera muy especial a las bandas que finalmente son los que invierten y sacrifican sus energías, recursos, tiempo, familia… para hacer realidad la pasión que en su día les hizo tomar esta dirección en sus vidas.

´77 Seventy Seven la banda de Barcelona, no es una excepción, sus 12 años de trayectoria y lucha nos llevan a la actualidad con la edición de su quinto album el magnifico “BRIGHT GLOOM” y de aquí a lo que fue la primera parte de la gira de presentación del mismo que tuvo lugar de manera exclusiva en tierras alemanas por un periplo de 9 ciudades entre ellas enclaves como Berlin, Hamburgo o Münich y de la que tuve el placer de de aportar mi pequeña porción realizando diversas tareas durante el Tour.

La salida en la furgoneta de la banda el 3 de mayo desde Barcelona, rumbo al primer show fue un día antes del mismo, haciendo noche cerca de la frontera francesa con Alemania para finalmente cubrir al día siguiente los casi 400 km hasta Osnabrück y llegar al fin hasta el BASTARD CLUB, una sala que tuvo el privilegio de ver el estreno oficial del “Bright  Gloom Tour” , sin contar la presentación a modo de pequeño concierto que se realizó, días antes en la sala ROCKSOUND en Barcelona para los que adquirieron el album y estuvieron con la banda en la firma del mismo en el centro comercial Fnac.

Cada noche, la banda  encaró la descarga con un setlist renovado en el que la nueva producción tendría un relevancia muy grande, ya que 7 de las nuevas canciones serían intrepetadas cada noche durante la gira con “Bread & Circus” abriendo con su estruendoso inicio que enganchó a la audiencia a descubrir lo que el nuevo trabajo ofrece. La vuelta a los clásicos ’77 llegaba con “High Decibels” y a partir del riff inicial aquello era una fiesta que ya no se detenía hasta el final. Armand Valeta ejerciendo de frontman total gritaba al micro las estrofas como si escupiera fuego mientras a su lado, su hermano, LG Valeta,machacaba su Gibson SG sin piedad alguna llenando de electricidad cada rincón de las salas. Sin olvidar la apisonadora de la sección ritmica que completa y lleva a otro nivel el sonido de la banda con Andy Cobo golpeando su kit de bateria como si cada golpe fuera el último, y la nueva incorporación, al bajo, de Dani Martín coexiona el tempo de manera definitiva pareciendo que lleva años en la banda.

La cosa seguía con “It´s Near” y “Hands Up” dos temas de nuevo cuño que como todos los que estrenaron, claramente ganaban en vivo  noche tras noche al igual que la banda se sentía más agusto intrepretandolos. Los inicios de la formación tuvieron su recuerdo con la intrepretación de la gran “Hardworking Liar”  cañonazo de genuino Rock and Roll de manufactura Valeta Brothers. “Who´s Fighting Who” con su sonido hipnótico extendió cada noche su aura de oscuridad maléfica para seguir con “Last Chance”, escogida para ser el primer videoclip del album y que sirvió para que  Andy realizará su magnifico y estruendoso solo dando al resto aire y para que la audiencia quedara a expensas de los movimiento del pequeño gran batería. La vuelta al tema se enganchaba con la banda sorprendiendo a todos con la interpretación de “Hocus Pocus” de los holandeses FOCUS en la que Armand sin su clásica Gretsch se aferraba al microfono para cantar las tan famosas lineas de la canción haciendo el tema totalmente suyo, para poco después volver a enganchar con el tema de manera vertiginosa. Sin dejar su nueva producción y más viendo la calurosa acogida que cada noche tenían los temas más recientes, “Be Crucified” se mostraba a la audiencia de manera potente y sobria, dejando clara la variedad que este grupo es capaz de ofrecer.

Encarando la parte final de los shows era “It´s Alright” de su anterior trabajo el que desataba su contundencia para ser el vehiculo perfecto de LG en su solo de energía ilimitada, paseando entre el público para de nuevo exaltar los ánimos con su frenético ritmo, escupiendo notas como él solo sabe hacer. La pausada de inicio “Stay Away From Water” con ese arranque blusero de vieja escuela, convidaba a los asistentes a alzar sus copas y no dejar de moverse en ningún momento.

El merecido respiro del grupo llegaba antes de los bises. Las últimas balas serían disparadas en forma de “We´re ´77” siempre efectiva, volvía a poner patas arriba todo, se enlazaba con otro tema de nueva hornada, el vacilón a “I Want  My Money Back”, a la que seguía una de las más coreadas de la noche, la gran “Big Smoker Pig” que hizo las delicias de todos que se unieron a cantar todas las noches al viejo cerdo gordo y fumador. La fiesta se cerraba con “We Want  More Rock and Roll” de manera espectacular con la banda dejando sus últimas fuerzas en cada nota del tema poniendo broche de oro a las actuaciones y dejando al público exhausto y con ganas de más…

 ´77 ROCK ON !!!

Ganas de más… siempre!!!, pero la próxima ciudad esperaba, todos estabamos cansados y el grupo de manera gentil cada noche atendió a los fans en sus peticiones de fotos, autógrafos…. Aquí viene la parte que ya no se ve, esa parte que implica lo que una banda trabaja, ya sin los focos y los wattios, esa que implica desmontar, cargar y conducir en la noche al lugar de descanso o al próximo show, como Düsseldorf que fue la segunda ciudad o Bochum en la que fueron invitados especiales de los magnificos BULLET a los que quiero dar las gracias por su hospitalidad.

Precisamente en Bochum viví una anécdota en la que un fan alemán que no conocia a ’77 al final del concierto me comentó a modo de pregunta que si la banda era Sueca. Tuve que convencerle de que Barcelona era la ciudad de origen de la banda y su cara reflejaba extrañeza…”Pero… son muy buenos!!!”  Hummm “Si claro. Lo son. Y son de Barcelona”.

Comentarios como este me hicieron reflexionar sobre la suerte de la banda si hubieran nacido por el norte de Europa. En fin.

Frankfurt y Hamburgo fueron las siguientes en recibir la descarga de la banda y precisamente en la ciudad que los The Beatles bendicieron decadas atrás con su presencia, el ASTRA STUBE, recibió al grupo en su sala para aproximadamente un centenar de personas que al inicio del show se demostró pequeño. Pero ´77 no entiende de capacidades y su música se muestra con la misma intensidad para 10 que para 10.000 asistentes. Los chicos sufrieron el intenso calor que como volcán se desprendía de cada poro del lugar, LG seguía encontrando espacios para seguir moviéndose como un poseso al tiempo que Armand  cantaba y martilleaba su guitarra sin dejar de mostrar una gran sonrisa a los asistentes, Dani con su melena empapada de sudor y que no dejaba de sacudir, demostraba que día tras día se hace más esencial para el sonido e imagen de la banda y que decir de Andy , Hamburgo coreó su nombre en diversas ocasiones y el les regaló uno de los solos más contundentes de la gira.

Una de las anécdotas más sorprendentes ocurrió al finalizar el show, un fan se acerco para comprar una camiseta y de manera educada me realizó diversas preguntas referidas al grupo, el tour, la música…un tío agradable. Al acabar, extendió su mano y me dio una cantidad de dinero que superaba varias veces el importe de la camiseta. Me dijo que había disfrutado tanto que deseaba apoyar a la banda, que el arte cuando llega tan profundo al corazón, no tenía precio… brutal. ¡Gracias John!

Berlin la capital y siguiente destino para la nueva dosis de Rock en el mítico MAZE, sala laberíntica y con un buen backstage para el descanso de la banda después de tantos días y km en el cuerpo. De nuevo la sorpresa del día aguardaba en forma de una pareja venida desde la lejana Escocia de manera exclusiva para ver a la banda en directo… esto es amar el rock, esto es amar a una banda, esto es amar a ´77. Los chicos los recibieron en el backstage y charlaron con ellos agradeciéndoles su presencia. Felicidad mutua y show de alto octanaje para los berlineses, escoceses y orientales que hicieron presencia.

Después de la capital teutona, nos dirigimos a lo que era la incógnita más grande de la gira… el festival de WONNEMOND en Sebnitz un bello paraje muy cerca de la frontera con Chequia y Polonia. El caso es que, era todo un misterio qué esperar de un festival en que el 99% de las bandas eran de metal extremo, enfocadas al Death Metal en su mayoría y en que los albaceteños Angelus Apatrida habían tocado el día anterior, el otro 1% restante lo componía 1 banda… se llamaban ´77 . Ante la un tanto excéptica mirada de los asistentes, el set recortado por cuestiones de tiempo, inició y poco a poco el fenómeno del ROCK con mayúsculas fue obrando su milagro y la gran mayoría de los asistentes empezaron a moverse, alzar los puños y a cantar los estribillos con los chicos. Con “We Want More Rock and Roll”  aquello ya era una fiesta, incluso miembros de otras bandas disfrutaron el show como locos. Sin dudas la contundencia de los sonidos extremos es genial, como genial fue ver triunfar a la banda en un festival en el que a priori su propuesta no tenía mucha cabida. Triunfo que puedo corroborar al ser la banda que más merchandising despachó ese día con diversos fans preguntando de dónde eran,… que eran geniales,… que nunca los habían escuchado anteriormente,…

La pequeña localidad de Metzingen al suroeste del pais sería la siguiente en ver al grupo incorporarse a un cartel con 2 bandas locales de corte más Thrash y de la que nuevamente salieron victoriosos.

El 13 de mayo fue dia off y merecido descanso para todos en el que después de hacer acopio de alimentos varios, cocinar y compartir charlas diversas en las que arreglamos el mundo en numerosas ocasiones, nos llevó a la siguiente jornada y última de esta aventura. Rumbo a Münich.

Münich y su BACKSTAGE CLUB vieron el último show de la banda de momento puesto que nuevas fechas se están trabajando actualmente. A estas alturas la banda es una máquina engrasada y funcionando a todo trapo sin perder la emoción y espontaneidad que acompaña a todos y cada uno de los conciertos.

De igual manera que todo tienen un inicio, llegó el punto y aparte para esta parte de la gira. Recogimos, cargamos y fuimos a descansar… no sin antes, y ya sin gente, ni gritos, ni wattios a todo volúmen…disfrutamos de una tranquila cerveza y diversas reflexiones de la gira que concluía esa noche. Fue espectacular vivir esta experiencia y desde aquí quiero dar las gracias a esos tremendo músicos y mejores personas que son mis amigos ARMAND, LG , ANDY y DANI . A los que no conozcais a ’77 animaros a que les deis un vistazo sin perjuicios y descubrireis a una banda honesta de calidad tremenda que deja todo en cada show.

Espero veros en algún punto de este “BRIGHT GLOOM TOUR” que pronto tendrá su continuación

See you on the road  !!!  ROCK ON ´77!!!

Fotos y texto: JuanMa Villazán

También podéis leer nuestra crónica en el concierto de Metzingen aquí.

Además, la entrevista sobre esta gira de promoción aquí.

Temas

Déjanos tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.