Madness Live!

LEYENDAS DEL ROCK 2022. Crónica jueves 4 de agosto.

Inicio » Crónicas de Conciertos y Festivales Rock y Metal » LEYENDAS DEL ROCK 2022. Crónica jueves 4 de agosto.

AZUCENA STAGE Y JESÚS DE LA ROSA STAGE

FEUERSCHWANZ

Se abre la tarde de esta jornada con una descarga brutal por parte de los alemanes Feurschwanz, que tocan por primera vez en España y quedan sorprendidos por la manera en que el público se ha movilizado a pesar del calor. Se trata de una banda que trae melodías pegadizas, estribillos que canta la audiencia y, en general, un poder que ha sabido levantar esta jornada de jueves. Nos dejan temas como «Ultima Nocte», «Rohirrim» y la famosa y épica «Warriors Of The World».

MYRATH

El jueves empezaba cargado de energía y nosotros ansiábamos ver, por primera vez en el festival; a la banda procedente de Tunez, Myrath.

Muchos de nosotros ya sabíamos que esta banda viene siempre cargada de sorpresas, dando un espectáculo difícil de olvidar con cada detalle que ofrecen.

En esta ocasión y retando a las altas temperaturas de Villena, Myrath entro en acción con una escena llena de fuego y de bailarinas. Todo en un entorno muy árabe y con mucha viveza. La banda además nos deleitó con un buen repaso por los temas más aclamados de su discografía, pasando por «No Holding Back», «Believer», «Monster In My Closet» o «Merciless Times».

Aquello nos dejaba sin habla a muchos de los allí presentes, me habían comentado que los directos de Myrath dejaban con ganas de seguir disfrutando de todo lo que esta banda tiene por mostrar. Y lo pudimos corroborar.

STRATOVARIUS

Una banda de este recorrido no necesita presentación y lo demuestra el hecho de que a una hora tan temprana la multitud espere con expectación a los finlandeses. Como una bestia del power metal, Stratovarius comienza con la fuerza que solo ellos saben transmitir con la potente voz de Kotipelto, aunque ha perdido mucha potencia en su rango de los agudos más exagerados y el falsete, que es la insignia de la banda y a los teclados un legendario Jens Johansson que dan solera a este contundente proyecto. La interacción con la audiencia es fantástica con el oeoeoeoeoe de parte del bateria y los teclados.

Calidad técnica unidas a épica, velocidad, riffs y una base de bajo y batería demoledoras demuestran que el power de la gran generación no ha muerto. A destacar el solo de teclado/órgano del maestro Johansson para comenzar un tema tan poderoso que la presencia de Satratovarius pesa en el escenario.

Nos sorprenden con temas del nuevo álbum, que se lanzará en septiembre, como «World Of Fire» y «Firefly», que todavía no se había presentado, una primicia que fue un verdadero lujo. Otros temas imprescindibles fueron «Unbreakable» y «Hunting High And Low» con el que, tradicionalmente, cierran sus conciertos.

 

LORD OF THE LOST

Un proyecto prometedor es decir poco, para lo que esta banda tiene entre manos. Su peculiar puesta en escena y su rock gótico e industrial era uno de los platos fuertes de este día. E incluso se podría decir, del festival.
Con un vestuario sencillo pero llamativo la banda realizó su directo. De hecho, uno de los detalles que más me llamaban era la cantidad de posturas que el frontman sabe manejar para sus shows.

Temas como «Die Tomorrow», «Drag Me To Hell» o «Loreley» abordaron a sus seguidores que se apuntalaban en primera fila disfrutando enormemente.
Indudablemente, fue una de las bandas más contrastadas de todo el cartel del festival, más aún cuando mostraban su versión «Judas» de Lady Gaga encima del escenario demostrando que o bien te gustan bastante o bien no te gustan nada, pero saben bien como ganarse a su público.

EXODUS

Thrash Metal de la vieja escuela que no ha perdido ni un ápice de la fuerza con la que surgió, Exodus aparecen con la baja del guitarrista por problemas de salud y lo sustituye un guitarrista que dio la talla sin problemas. Un inicio poderoso que se perpetua toda la actuación porque el Thrash de Exodus es así, imparable. A destacar una velocidad corrosiva, golpes de batería y bajo sin piedad y una voz agresiva que guían al público por su camino Infernal. Animan la noche con canciones como «A Lesson In Violence», «Only Death Decides» y «Downfall».

A golpe de moshpit el público se deja llevar por las embestidas endemoniadas de la banda estadounidense. .

THE IRON MAIDENS

Banda tributo de sus prácticamente homónimos masculinos que nos ofreció una muestra de canciones icónicas del grupo británico: «Fear of the Dark», «The Trooper», «The Number of the Beast», «Two Minutes to Midnight»

En casos como éste el original sigue siendo mejor que la copia y más cuando son voluntariosas pero están a años luz de la calidad de sus tributados, de hecho costaba identificar los principios de bastantes canciones, pero siempre es de agradecer la profesionalidad y las ganas de dar un buen espectáculo arriesgando bastante con la propuesta como hace este grupo.

TESTAMENT

Trash en estado puro. La mítica banda estadounidense nos visita para ofrecer un combo de su mejor repertorio para hacernos mover. Y cuando digo esto es literal, las botellas de agua saltaban encima de los baffles en una loca carrera hacia el vacío.

Velocidad;  fuerza (ya le gustaría a un martillo neumático machacar cómo lo hizo Testament); buenas composiciones con riffs que harían la pesadilla de los jugadores del Guitar Hero; buenas letras.  Todo mezclado, junto a un buen juego de luces para un gran espectáculo.

La lucha por ver quién era el más rápido, el que más notas toca por segundo estaba servida: ¿alguno de los guitarras, el bajo, el batería? Nunca lo podremos decir, no hay velocímetro capaz de medirlo, más vale ponerles la multa por exceso de velocidad o, mejor, disfrutar.

Menos mal que de vez en cuando el vocalista Chuck Billy nos daba algo de descanso ya que las canciones se desgranaban en un continuum impresionante.

«Children Of The Next level»,  «Practice What You Preach», «WWIII», «D.N.R.», «First Strike is Deadly» desfilaron ante nosotros en atronadores compases.

¿Hubo alguien entre el público que no terminase con taquicardia? Creo que no.

KREATOR

Sabido es que la banda alemana de Thrash Metal formada en 1982, en Essen, son considerados, junto a sus compatriotas Tankard, Destruction y Sodom, como los cuatro grandes del thrash metal alemán. Este año han sacado álbum en vivo y en vivo los hemos visto en este leyendas 2022. Que son unos de los grandes del Thrash Metal estaba claro pero esta noche lo han demostrado y, además, el público lo ha confirmado. Una velocidad brutal y juegos fatuos dan la salida a un concierto de los que marcan.

Esta noche su música se hace de baterías dobles y golpes de bajo, gritos agresivos y riffs satánicos, «Satan Is Real» lo demuestra. El grito Kreator ha vuelto, llenan el escenario y todo el Leyendas con su presencia, la audiencia se convierte en «Hordes Of Chaos» y, honestamente, han sido de los grandes de esta jornada. Otros temas que sonaron fueron «Violent Revolution» y «666 World Divided». Un gran trabajo y un gran show, hail to Kreator, hail to Metal.

ADVENTUS

Primer concierto de la nueva banda de Víctor García y Manuel Ramil que tiene el oficio suficiente como para no desperdiciar la oportunidad que se les ha presentado pese a tener un corto repertorio y ciertos desajustes de sincronización.

El espectáculo que ofrecieron hace notar años de buen oficio en la carretera y encima de los escenarios. Presentación aseada, sin los alardes que puedan dar otros, con su buena música como mejor carta de presentación.

La voz de Víctor como hilo conductor de una actuación en la que cupieron melódicas canciones como «Parte de tu vida», acompañado casi sólo por el teclado. O de otras más cañeras como «Sólo uno más» en las que el despliegue del conjunto fue un gran prólogo de lo que iba a venir.

A pesar de ser una hora complicada, no podemos dejar de agradecer el despliegue realizado para mantener el ánimo de un público algo cansado. Hay que hacer notar también que la banda no tiene repertorio suficiente para tocar 70 minutos, como tenían programado, así que dieron un set con todas sus canciones que duró 50 minutos retirándose del escenario 20 minutos antes de tiempo, para sorpresa de Runa Llena, a la que pillaron en plena prueba de sonido con el desajuste que generó esto en el festival y la confusión en la que se encontraron los fans que, de repente, tuvieron que esperar 20 minutos a que sus ídolos volvieran al escenario.

RUNA LLENA

Francisco Javier Gómez de la Serna, «Frank», y Juan Carlos Marín, «Carlitos», ex guitarristas de Mago de Oz dieron a luz a este proyecto que cierra el leyendas de esta jornada, sustituyendo, a última hora a su anterior banda. Presentan disco, el debut, por todo lo alto; Runa Llena se lanzan al escenario de madrugada para caldear el ambiente. Su entrada en el festival fue reciente a causa de una anulación y, como todo tiene un lado positivo, aquí están para dar a conocer un estilo de base clásica, power, con un marcado folk de la mano de un violinista de rasgos hindúes. Esta es la marca que nos trae Runa Llena, pero que no nos engañen las definiciones y encasillamientos en géneros porque esta banda desprende mucha fuerza y un ambiente festivo.

Nos traen canciones como «Un Nuevo Comienzo» (escrita a causa de la pandemia); «Actos de Fe»; o «Primera llamada», con un excelente trabajo de violín para un tema muy poderoso pero también de gran delicadeza, buen equilibrio.

Les deseamos toda la suerte que se merecen, han comenzado por todo lo alto y esperamos que su carrera siga tan brillante como su debut en Leyendas del Rock 2022.

ESCENARIO MARK REALE

NACHTBLUT

Nadie mejor que un grupo alemán para ofrecernos un buen trabajo en el caluroso ambiente de la tarde que se transforma en una fantasía gótica propia del mejor G. Friedrich o E. T. A. Hoffmann.

La voz gutural, profunda y envolvente del vocalista Askeroth, junto a un sonido profundo, que parecía provenir de los más bajos fondos de las catacumbas, del resto del grupo, nos intentaron llevar al calor de un fuego en pleno invierno invocando a las sombras.

Canciones como «Amok» o «Kreuzirung», de ritmos lentos, pausados, rotos por gritos y sonidos que nos llevan a la pesadilla. Pero no queremos despertar, nos atrapa en su telaraña y deseamos que nos devore hasta las entrañas.

A esto sumamos un cover del «Sad but True» de Metallica, interpretado al ritmo de las almas en pena que buscan la redención.

Por último, la tormenta parece desatarse y levantar a los malditos de su tumba para que bailen.

HEATHEN

¿Por qué merece la pena escuchar trash? La respuesta, una vez disfrutada la actuación de la banda de USA es simple.

Que grupos con la trayectoria de los norteamericanos sigan ofreciéndole al público un buen espectáculo como el que vimos responde perfectamente a la pregunta que nos hacíamos al principio.

Dos guitarras de rapidísimos riffs, una batería que ametralla el alma, bajo demoledor que marca el camino a seguir y la estupenda voz de David White  hacen posible que nuestras pulsaciones aumenten y suba la temperatura. Esta música debería ser obligatoria para quemar calorías.

Otras bandas trash pueden ofrecer juventud y furiosa velocidad, pero la experiencia no defrauda y nos lleva al éxtasis tal y como le ocurrió al público congregado.

Como disparos de una automática fueron cayendo algunos de los grandes himnos de esta banda: «The Blight», «Goblins Blade», «Opiate for the Masses» o «Hypnotized». Puños en alto, cabezas que no paran de girar, mosh pit y gritos que se alzan entre los asistentes. El espectáculo enciende los ánimos y el calor aumenta bajo la cubierta del Mark Reale Stage.

VENDED

Podemos empezar esta crónica con los hijos de… (todos sabemos de quién), pero Vended merecen desde hace tiempo que les llamen por su propio nombre tal y como han demostrado en el escenario.

Jóvenes, irreverentes, desafiantes ante el examen de un público que escucha atónito (si no los conocía) uno tras otro los temas que nos ofrecen: «Ded to Me», «Bloodline», «Flavor Tear» y demás. ¿Alguien ha abierto las puertas del psiquiátrico? Sí, el mosh pit está servido, la locura se desata.

Salidos de la más terrorífica pesadilla de Hellbalde, vienen a romper cuellos con ritmos atronadores gracias a dos guitarras y un bajo potentisimos, además de veloces; una batería que no parece manejada por un p…. chaval que hace poco estaba con los patines en la calle; y letras que atacan nuestra conciencia.

Para terminar su actuación pidieron el caos, elemento primordial del que nació el universo y del que venimos. Dar una vuelta por las raíces siempre viene bien.

Y ya que hablamos de raíces, las de estos jóvenes son de lo mejor que nos ha dado el panorama metalero. Pero si siguen en esta senda (Senua les guíe), superarán a sus mayores con toda seguridad.

Les seguiremos con toda la atención que merecen. Esperamos que cumplan su promesa de volver, esta vez a una plaza mayor dentro del Leyendas (se la han ganado).

EASY RIDER

Han venido a demostrar por qué son uno de los referentes del Metal español.

A pesar de los cambios y los parones que se han producido a lo largo de estos años en el seno de la banda, aún pueden dar un buen espectáculo y les queda cuerda para rato.

Las nuevas incorporaciones, como la de la vocalista Dess, dan un aire fresco a una banda con muchas tablas y que, junto al saber hacer de ese trío de cuerda clásico (los hermanos Villanueva y Daniel Castellanos), tiene fieles seguidores entre los asistentes al Leyendas.

Buenas guitarras con armónicos y riffs de gran calidad; un bajo más que destacable; y el timón seguro del ritmo de la batería. ¿Qué podemos pedir más para una buena velada? La calidad de la voz de Dess.

Rescatando temas de etapas anteriores como «Lord of the Storm», «Evilution» o «Vampire Prelude», junto a otros más recientes como «The Deal» y la presentación de algún tema nuevo, nos sitúan en las procelosas aguas del más puro Power Metal del que son unos maestros.

Con Easy Rider podemos rememorar los tiempos en los que el Power reinaba encima de los escenarios allá por los 90.

DRY RIVER

Desde Castellón viene una de las últimas incorporaciones del cartel sustituyendo a Cemican. Siendo para mi, una grata sorpresa, ya que tienen una vitalidad y viveza en el escenario que es digna de ver. Dry River saben pasárselo bien en el escenario, y lo más importante de todo, transmitirlo. La banda nos fue entregando temas como «Me Va A Faltar El Aire», «Traspasa Mi Piel», o «Fundido a Negro», bien conocidos por todos los que estábamos allí.

La banda ha sido una propuesta interesante para más de un festival este verano, aclamados en Rock Imperium por primera vez.

El buen humor de la banda nunca deja de asistir, ya que están acostumbrados a interactuar con sus seguidores, incluso de maneras bastante cómicas. Resonaron otros temas como «Perdiendo el Norte», «Pequeño Animal» o «Irresistible» en todo el entorno del Mark Reale y los vítores de todos nosotros.

CRYSTAL VIPER

Los polacos, abanderados de la NWOTHM (New Wave of Traditional Heavy Metal), tal como se ha definido a las múltiples bandas jóvenes que tocan al estilo tradicional, pese a tener el hándicap de tocar sin bajista pues Blazej no pudo venir a Villena por motivos laborales, salieron dispuestos a arrasar el Mark Reale Stage y lo consiguieron.

Su líder, Marta Gabriel, es un auténtico vendaval en el escenario y lo demostró con creces. Con una portentosa voz, una actitud, tanto de ella como de los demás miembros de la banda absolutamente arrolladora, cuajaron uno de los mejores conciertos de esta edición del festival.

Aprovecharon a fondo los escasos 50 minutos que tenían para exhibirse y su cierre de concierto con la tripleta «Still Alive», «Reencarnación», cover de Santa tocada a petición de TNT Radiorock y cantada en un correcto castellano y «The Last Axeman» dejaron a todos los presentes con la boca abierta y la sensación que merecían más tiempo y, quizás, tocar en los escenarios principales.

CANO

Como muy bien confiesa Cano, es el estreno de las canciones de sus dos primeros álbumes. Y eso puede crear desajustes.

Pero la experiencia, el buen hacer y las ganas suplen cualquier fallo que se pueda cometer. Propuesta más simple frente a otras que hemos visto, pero no por ello menos merecedora de un aplauso.

Heavy Metal clásico en una jornada donde primó el trash, es un placer tener de vuelta a estos currantes del Metal.

José Cano, con voz portentosa, estuvo magníficamente acompañado por el resto del grupo desplegando, como ya hemos apuntado anteriormente, las canciones de sus dos primeros discos: «Sangre sin calor», «Última frontera», «El vuelo final» o «Pura sangre» estuvieron entre ellas.

DIABULUS IN MUSICA

Una de las últimas bandas de la noche del Jueves en el Mark Reale fue Diabulus In Musica, con su metal sinfónico liderado por la vocalista Zuberoa Aznaréz y su versátil voz. Si bien se pueden comparar con bandas al estilo de Nightwish o Epica, bien hay que decir que esta frontwoman se desvive y se deja la piel en el escenario. La banda sabe defenderse y desvivirse para hacer un buen directo, y más a altas horas de la madrugada.

Su repertorio también fue bastante acertado, representando algunas como «One Step Higher», «Invisible» o «Sceneries Of Hope». Gorka Elso tampoco dejaba que desear en composiciones como «Shadow Of The Throne» o «Otoi», ni siquiera en la interpretación a la flauta de «Earthly Illusions».

Tras presenciar su show nos dejaban bien claro que saben lo que se proponen y que tienen mucho que mostrar con una propuesta sinfónica tan personal.

 

 

 

JOLLY JOKER

Para cerrar la noche en el Mark Reale, el hard rock tenía lugar de una manera muy descarada, y de la mano de Jolly Joker. Simpáticos, con carácter y con una actitud descarada se comieron al público en menos de una canción. Hicieron que aquellos más lánguidos se despertaran y se entregaran a su música, que quisieran quedarse hasta el último momento antes de decir «hasta mañana».

Lazy Lane, su front man, era imparable, llegó a conectar con los seguidores, a tirarse al foso, a acercarse a ellos, a inclinarse en el suelo, y como solemos decir, a demostrar que el hard rock está más vivo que nunca con ellos.

Me parece que puedo decir sin miedo, que todos nos dejamos la voz con temazos como «I Don’t Care», «Sky Is So High» y «Dressed To Kill» entre otros; pasárnoslo bien con ellos es decir poco y terminamos cerrando el primer día del festival por todo lo alto con Jolly Joker.

 

 

Texto: Victoria Jerez, Ester Rodriguez, Agustín Fernández, Quim Brugada.

Fotos: Victoria Jerez, Ester Rodriguez, Agustín Fernández, Quim Brugada, Alfredo M. Geisse.

Déjanos tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nuestro sitio web utiliza cookies y, por lo tanto, recopila información sobre su visita para mejorar nuestro sitio web (mediante el análisis), mostrarle contenido de redes sociales y anuncios relevantes. Por favor vea nuestra página de Cookies para obtener más detalles o aceptar haciendo clic en el botón 'Aceptar'.

Configuración de cookies

A continuación, puede elegir qué tipo de cookies permite en este sitio web. Haga clic en el botón "Guardar configuración de cookies" para aplicar su elección.

FuncionalNuestro sitio web utiliza cookies funcionales. Estas cookies son necesarias para que nuestro sitio web funcione.

AnalíticaNuestro sitio web utiliza cookies analíticas para que sea posible analizar nuestro sitio web y optimizarlo con el fin de a.o. la usabilidad.

Redes socialesNuestro sitio web coloca cookies de redes sociales para mostrarle contenido de terceros como YouTube y FaceBook. Estas cookies pueden rastrear sus datos personales.

PublicidadNuestro sitio web coloca cookies publicitarias para mostrarle anuncios de terceros basados ​​en sus intereses. Estas cookies pueden rastrear sus datos personales.

OtrosNuestro sitio web coloca cookies de terceros de otros servicios de terceros que no son analíticos, redes sociales o publicidad.