Crónica: Ensiferum, Ex Deo y Wind Rose (Garaje Beat Club – 22-04-18 – Murcia)

Inicio » Crónicas de Conciertos y Festivales Rock y Metal » Crónica: Ensiferum, Ex Deo y Wind Rose (Garaje Beat Club – 22-04-18 – Murcia)

La tarde-noche del domingo 22 de abril se esperaba con ansias en la ciudad de Murcia. Pese a ser día de descanso, una horda de camisetas negras y melenas al aire esperaban impacientes la
apertura de puertas de la sala Garaje Beat Club. Unos minutos después de las seis de la tarde, el público comenzó a formar fila para entrar al lugar donde se esperaba el show de Wind Rose,
Ex Deo y Ensiferum que forma parte de la gira europea “Path to Glory”.

Los italianos Wind Rose fueron los encargados de comenzar el espectáculo con una puesta en escena que nada tiene que envidiar a un festival vikingo. El público respondió positivamente
desde el primer hasta el último tema, y en apenas unos minutos de comenzar el show ya podían verse los cuernos, llenos de cerveza, alzarse sobre las cabezas de los asistentes.

Pese a que en la anterior ciudad habían sufrido un robo dentro del autobús de la gira, estaban comprometidos con el directo y su energía no se vio afectada, especialmente en la interpretación de algunos temas como “Rebel and Free”, “To Erebor” o “Drunken Dwarf”. Porque si hay algo mejor que un enano, es un enano borracho.

Tras una aclamada despedida y unos pocos minutos de espera, salieron a escena Ex Deo ataviados con ropajes al más puro estilo romano y dispuestos a seguir rompiendo cuellos. Con la sala prácticamente al completo y sonando su segundo tema del setlist “I, Caligvla”, consiguieron una armonía a las guitarras digna de mención.

La ambientación casi postapocalíptica era ideal para sentir que los de Canadá nos habían trasladado a uno de sus bosques frondosos para disfrutar de su death metal melódico. Aproximadamente a mitad de show, el batería tuvo su momento estelar y se marcó un solo que a más de uno dejó sin palabras. Tras agradecer la invitación a la gira por parte de Ensiferum, continuaron interpretando temas como “Ad Victoriam” y “The Roman”, dejando al público caliente para la actuación de los finlandeses.

Y llegó el turno de los grandes esperados. Ensiferum saltó al escenario con el público ansioso de seguir la fiesta, y con los primeros acordes de “For Those About To Fight For Metal” volvieron a verse esos cuernos en el aire. Los escandinavos venían con ganas de dar caña y eso fue lo que hicieron. Las expresiones faciales de Sami Hinkka dieron un toque muy cómico a la actuación en general, que fue muy limpia de principio a fin. Con el tema “King Of Stones” los integrantes pidieron al público un ejemplo de moshpit, donde participó casi la mitad de la sala.

Y prácticamente todos los asistentes cantamos a coro “Wanderer”, el siguiente tema que interpretaron. No podían faltar los míticos “Lai Lai Hei” e “In My Sword I Trust”, donde todos los asistentes saltamos, bailamos y disfrutamos como si el show no fuera a terminar nunca. La despedida fue una sorpresa que pocos esperaban, ya que comenzaron a tocar los primeros acordes de “Sweet Child O’Mine” de Guns and Roses, y medio público se convirtió en profesional de air guitar, dejándonos con una sensación de haber presenciado un show muy divertido.

En esta ocasión, quedó demostrado que no importa el día de la semana; cuando la buena música hace acto de presencia, la gente responde positivamente y esto se vio reflejado en la asistencia. El conjunto de bandas, cada una con su estilo, hizo de esta gira un gran éxito en todas y cada una las ciudades que visitaron. Cabe recordar que a Wind Rose los tendremos en la próxima edición del Leyendas del Rock en Villena. ¡Esperamos veros por allí!

Texto: Esther JG
Fotos: Majes

Pronto Galería de imágenes.

Déjanos tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.