BRAND NEW BRAIN “Cicatrices” CD MUSIC BNB

Inicio » Críticas de Discos de Música Rock y Metal » BRAND NEW BRAIN “Cicatrices” CD MUSIC BNB

10Brand New Brain nos trae su nuevo disco “Cicatrices” y lo primero que se me viene a la cabeza…¿estamos preparados para el sonido after-grunge cantado en castellano de este grupo?

Hay que tener en cuenta un par de cuestiones al respecto. Yo viví la explosión Grunge y puedo decir que mucho de lo que viví en aquella época fue gente que a postrimer no continuó con las nuevas propuestas que salieron de este genero, y mucho menos sigue a día de hoy, y el referente claro en el plano musical que encuentro en Brand New Brain esta claramente influenciado de grupos Alice In Chains o Soundgarden (aunque el disco tenga un espectro mas rico en matices) lo cual me hace plantearme la cuestión que antes he realizado, pues dudo que este tipo de música tenga un publico a día de hoy… ¿o tal vez si? Espero poder equivocarme, por que el disco merece la pena.

Independientemente de etiquetas o estilos, tenemos un disco crujiente, muy rockero y eléctrico, con un punto de soberbia y que gracias a unas líricas cantadas en castellano, le hace poder apreciar mejor la composición, el universo oculto detrás de cada canción y se entiende cada clímax, cada giro estilistico y armónico.

El grupo se presenta en forma de trío, y predominan un sonido crudo, sin artificios y donde las melodías tienen un fuerte carácter, cortesía del uso de una sola guitarra que no se entendería sin unas voces que juegan en un compás de octavas limitado, pero justo para cada tema. Con eso se articulan las melodías cambiantes que con un bajo recio dando una gran profundidad y unas justas lineas rítmicas crean un mundo armónico complejo con cuatro acordes, pero los justos.

El disco arranca con “Un nuevo comienzo” una canción de claro predominio salvaje, velocidad impresa en cada movimiento y un desparpajo sonoro cimentado en los cambios que se imprimen a los giros armónicos del tema. Buen estribillo de guitarra y salvajes líricas.

Cicatrices” es el tema que da titulo al disco y es un tema que recuerda bastante por su cadencia contenida y latente ritmo a ciertos grupos como Alice In Chains. Aqui la arquitectura sobre kla que el grupo órbita busca siempre una atmósfera concreta, sin dejar de lado el alma electrizada de la guitarra, pero con un bajo que armoniza y da fuerza desde el principio.

Quien finge hoy” saca la parte acústica del grupo, la bis mas intima: una entrada de guitarra acústica donde la voz recita el texto, abriéndose a un alma trágica que se inflama con una segunda guitarra eléctrica que fluye al compás rítmico de la batería.

Subestimo mi suerte” grita en medio del disco con la fuerza que da la distorsión y se aclama como la bis salvaje que Brand New Brain guarda. Buen trabajo en la parte del estribillo bajo/guitarra la gran protagonista es la distorsión y el juego de las líricas. Brutal y desatada.

Despertar” sigue con las distorsiones, con los juegos de guitarra crudos y marcados, un tema que tiene un alma sucia sudorosa y polvorienta, muy muy rockera sin necesidad de imprimir mas que la velocidad justa y el nivel de adrenalina a flor de piel a punto de estallar sin llegar nunca al clímax.
Aquí el espíritu grunge queda un tanto mas rezagado en favor del rock mas crujiente y lascivo.

Al igual que la canción de antes, “La sombra del delirio” tiene ese sentimiento que roza las composiciones fílmicas del western, acústica cercada por la mesura de la eléctrica en el estribillo, unas rítmicas contenidas, en detrimento de la fuerza del bajo, y con el sentimiento a flor de piel gracias al buen trabajo de las líricas que tiene como clímax central un buen riff. Pasión acústica y electricidad al servicio del oyente.

Rozando la locura” retoma el alma mas incandescente: el tema posee un termino muy justo en el estribillo, apenas unos pocos acordes marcados, y matizados al bajo, para dar una atmósfera crujiente. También el riff corona el tema para acabar de modo certero el tema. Es para mi gusto quizás el tema mas anodino del disco.

El gran silencio” desarrolla esa atmósfera cargada y contenida, ese compás y ritmo marcado, prácticamente stoner, gracias también al trabajo de las líricas, mas abarcadas y armónicas, y sobretodo por el grado de rotundidad que da el bajo, con los arreglos de guitarra y las rítmicas apenas marcando los tiempos. Es un tema que poco a poco en su desarrollo va in crescendo, quizás uno de los temas que siendo mas sencillos en apariencia, sea mas complicado, pero de innegable carácter.

Este segundo disco representa para el grupo un asentamiento firme en su sonido, y posee un claro avance en las composiciones, sin tirar de alambicadas armonías, el disco se oye y se degusta bien: sin embargo entiendo que, como ya he dicho al principio, este posee un carácter tan propio que necesita de un público afín a estos sonidos, tan americanos.

Josean Zombie.


Déjanos tu comentario